Inicio / El poder de la delicadeza
PUBLIRREPORTAJE
Lunes 05.10.2020 / 11:42 am

El poder de la delicadeza

¿Cómo se conecta la búsqueda de la inspiración con la productividad creativa? Aquí Isabel Henao nos cuenta sobre sus procesos y herramientas.

Isabel Henao

Foto: Isabel Henao

Siempre he sido una coleccionista de imágenes, notas e inspiración. Una de esas personas que llevaba consigo un cuaderno pequeño de papel junto a un lápiz japonés de tinta (de punta exquisitamente delgada) y una cámara de fotos. Coleccionando a través de ellos ideas, mezclas de colores, nombres de obras de arte reveladoras y siluetas delicadas de flores que iban apareciendo como alegres musas en el camino.

Y es que como creativa, el sentir la belleza en el detalle sublime de las pequeñas cosas es una indulgencia que hace tener siempre los sentidos abiertos y conectados con crear. El observar el mundo buscando siempre recolectar inspiración, se siente como un placer y una obligación misma con nuestros oficios creativos. Y conectar lo que observo con producir ideas y belleza es justamente mi labor del día a día.

En esa búsqueda diaria de satisfacer la curiosidad creativa, es que hace seis años conocí por las delicias de la casualidad un Galaxy Note. En un almacén al que iba a comprar papel y lápiz lo vi: ¿Un teléfono con un lápiz incluido? Interesante. Pero, ¿qué tan preciso y real podrá ser?, pensé con incredulidad. Así que tomé por primera vez en las manos un S Pen, hice un solo trazo en la pantalla y ahí estaba: esa sensación exquisita y delicada del papel y la punta de mi lápiz de tinta, pero esta vez, en un teléfono. La fascinación y sorpresa fue tal, que en menos de una semana, tenía mi primer Note. Desde ese momento en adelante, ha sido una historia de amor tecnológica: de bocetos y anotaciones digitales, de fotos de clientes sobre las que dibujo en tiempo real, customizando cada detalle, de un diario de inspiración de fotos que guardo y llevo conmigo siempre, de tener tanto mi oficina completa como los recuerdos más valiosos de mi familia en un solo lugar y al alcance de mis manos en todo momento.

Con el S Pen, he dibujado desde estampados en un avión, hasta los ajustes en efecto real sobre la piel de una novia indecisa; he convertido con sus trazos a mi hijo en el león de sus sueños, e incluso tomado como selfie la foto que acompaña este artículo. Porque además de ser un lápiz digital de ensueño, el S Pen es además un control remoto que obtura la potente cámara del Galaxy Note20, mi otra gran herramienta tecnológica.

El poder de la delicadeza siempre ha sido mi mantra, y el Galaxy Note20 es justamente eso: poderoso y potentemente delicado. En mis manos se siente como una pieza de arte en bronce místico (¡Amo tanto el color como su nombre!), ligera en peso pero cargada en poder y detalles. Un “statement” estético que ahora más que nunca me conecta con mi trabajo y productividad.

Quienes aún no conocen un Galaxy Note, pero comparten el amor por crear de maneras diferentes, la indulgencia de la precisión de un trazo y el deseo de tener todo su entorno digital en una sola herramienta, solo les digo: Once you go Note, you never go back. ¿Qué esperan para transformar el mundo, una idea a la vez?

Isabel Henao - Diseñadora

¿Conoce más de este tema? ENVÍANOS TU REPORTE

Para poder comentar debes ser un usuario registrado

ENVÍE SU COMENTARIO