El gran sueño cumplido de Carolina Soto
Entretenimiento

El gran sueño cumplido de Carolina Soto

El profundo dolor que sintió la presentadora Carolina Soto al perder a su hermanita Sofi quedó plasmado en su libro ‘Historia de un duelo’. Este lo escribió junto a su madre, Jacky Cepeda, y su padrastro, Víctor El Khoury. En aquellos días, la periodista vallecaucana se peleó con Dios. No entendía lo que pasaba, solo sentía una tristeza infinita.

Por Sandra Real

-

Acoger una invitación para mirar el cielo y sentir rabia y estar en la tierra sin lograr asimilar lo ocurrido dice mucho de esta amorosa y comprometida mujer de 36 años, quien se permitió ser fiel a sus sentimientos y vivir su propio duelo. Madre de dos niños: Violeta y Valentino, y esposa de Germán. Su herencia materna, de una mujer echada pa´lante, capaz de sacar a su hija estando sola y manejar con maestría el hecho de forjarse una carrera sola, gracias a su talento, a su fuerza y a su capacidad laboral, pero sobre todo a su buen ánimo, hacen de ella una mujer de admirar.

Hoy, luego de recibir ayuda de sacerdotes, de guías espirituales, de hacer las paces con Dios y con la Virgen María, y gracias al amor y al apoyo de su familia, Carito es una explosión de júbilo y alegría, y justo cuando se atrevió a hacerlo, a aceptar los tiempos de Dios, fue cuando su vida empezó a fluir y ella misma empezó a forjar su propio hogar.

Inicias este nuevo año presentando tu libro. Cuéntanos sobre este proyecto tan bonito.

Arranco este año de una forma muy especial porque es algo que desde hace rato estábamos intentando terminar y lanzar, así que queríamos que fuera como el primer proyecto del año, un sueño que cumplimos en familia.

¿Cómo surgió esta idea?

La propuesta nos la hicieron hace aproximadamente dos años, la editorial nos contactó porque la noticia de todo lo que pasó con Sofi trascendió. En realidad, nos tomó un poco de tiempo el pensarlo si queríamos hacerlo o no porque no lo habíamos tenido en mente y la verdad era muy difícil para nosotros como familia volver a esos recuerdos, a cada detalle, porque tocaba escribir lo que había pasado, y después de pensarlo un tiempo con mi familia tomamos la decisión de hacerlo porque sentíamos que de pronto esta historia podría ayudar a muchas personas que estuvieran pasando por un momento duro en su vida al haber perdido a alguien o haber despedido a alguien, y sentimos que podría ser parte de la misión que Sofí también nos dejó a nosotros como familia y por eso decidimos hacer el libro.

Este sueño también terminó siendo un proyecto social…

Sí, también tomamos la decisión desde el primer momento de que todo lo que recaudáramos del libro, las regalías, iban a ser destinadas a una fundación de niños. Por ese lado fue la motivación de hacerlo, de saber que íbamos a ser testimonio de vida para muchas personas que en este momento están pasando por un duelo.

¿Cómo fue ese proceso de sentarse a escribir, de recordar, de volver a sentir, de cerrar los ojos y evocar ese sentimiento?

Fue superdifícil porque uno todos los días no está en la actitud de querer recordar cosas difíciles y momentos duros, entonces fue un proceso largo. Yo pienso que la pandemia nos ayudó muchísimo también en ese proceso de escribir porque tuvimos más tiempo para hacerlo. Cada uno de nosotros tiene un hogar y una familia, entonces pues no es chévere todos los días uno estar en esa actitud de tristeza y melancolía cuando uno empieza a recordar cada momento, así que nos tomamos cada uno su tiempo, los tres lo hicimos por separado. Nunca escribimos juntos y nunca nos pusimos de acuerdo en lo que cada uno iba a escribir, simplemente lo hicimos por separado porque también fue una indicación que nos dieron en la editorial, y ya después miramos cómo uníamos toda la historia para que quedara con sentido y acorde. No fue fácil, fue un esfuerzo grandísimo el que todos tuvimos que hacer para poder escribir cada detalle del libro.

¿Qué fue lo que más te costó?

Lo que más me costó fue recordar el momento en que me llamaron a darme la noticia del accidente. Ese fue el momento más difícil porque desde ese instante mi vida cambió, cuando recibí la llamada de mi mamá superdesesperada a contarme lo que había sucedido sin darme tantos detalles y saber que estaban tan lejos, en continentes diferentes, y que no podía estar yo allí al lado de ella en ese instante. Eso fue lo más duro y lo más difícil porque ese fue el segundo donde la vida nos cambió y se partió. Eso fue lo más duro… Y, pues, en realidad el capítulo –siento yo– más duro del libro lo escribe el esposo de mi mamá, que es el que cuenta exactamente cómo fue todo el accidente.

¿Cómo ha sido volver a vivir después de esto?

Pues mira que a mí me encantó la experiencia, sobre todo en este momento donde ya tenemos el libro en la mano, porque sentí, sin querer queriendo, que todos sentimos que hay un proceso importante en este, y con mi familia, cuando pasó toda la tragedia, siempre leíamos muchos libros acerca del tema, entonces me pareció muy bonito que ellos también, lo digo por mi mamá y por Víctor, que son los papás de Sofí, la vivieran, porque siento que una pérdida para un papá y una mamá siempre va a ser mucho más fuerte que para el resto de las personas de la familia. Fue lo máximo que ellos también pudieran tener su propio libro donde cuentan cómo ha sido todo el proceso y toda esta experiencia y cómo también de una noticia tan trágica y de un momento tan doloroso una familia puede seguir adelante y puede sobrevivir y sobrellevar el dolor. En realidad, me encantó sobre todo por ellos, porque sé que son los papás de Sofí y su dolor nadie lo puede sentir más fuerte. Siento que también les ayudó muchísimo haber escrito este libro, sobre todo a mi mamá porque su duelo ha sido muy diferente al de Víctor, porque a él siempre le ha gustado contar cómo ha sido todo el proceso, pero mi mamá siempre se ha callado mucho el tema. Fue una gran oportunidad también para ella y eso le ha ayudado mucho.

Carito, ¿cuál crees tú que es el camino para superar un tema tan difícil?

Bueno, me encanta esa pregunta porque muchas personas creen que hay un manual y algunas reglas para superar un duelo, y eso no es así. Y por eso me encanta también el libro, porque en medio de todo da una historia de vida. Se van dando simplemente como esos rayitos de luz que a cada uno de nosotros nos ha ayudado también a continuar, a seguir en pie, entonces siento que son diferentes momentos y situaciones que de pronto uno como ser humano, según como ve la vida, puede optar por realizar, y que obviamente te puede funcionar y servir para ir superando un poco el duelo. Igual yo siento que una pérdida de estas no se supera, porque no hay un solo día en que uno no piense en ese ser querido que ya no está, que se fue, pero es aprender a vivir sin esa persona físicamente. Entonces me gusta muchísimo porque son tres opciones diferentes de cómo hemos vivido nosotros el duelo. Las tres son muy diferentes, es lo que cada uno de nosotros ha hecho para poder continuar de una forma positiva en la vida.

Tú… bueno, sin contarnos todo, porque obviamente queremos promocionar el libro, pero ¿cómo lo lograste, Caro?

Yo conté en el capítulo mío que yo peleé con Dios, porque siento que a muchas personas les puede pasar lo mismo. Mi mamá no, Víctor tampoco, pero yo sí. Yo me alejé mucho de Dios porque sentí que perdía mucho mi fe, que no había pasado lo que pensé que iba a pasar, que no entendía por qué nos había pasado esto a nosotros si éramos unas buenas personas, una buena familia, entonces yo me alejé mucho de Dios por un tiempo. Estaba ofendida, estaba brava con Dios. Luego mi familia me ayuda a retomar esa cercanía con Dios, a unirme a Él y a la Virgen. Fue un camino duro por ese lado, pero lo fui logrando. También, por ejemplo, yo me sentía muy bien cuando iba a visitar a niños de diferentes fundaciones porque Sofía era una niña a la que le encantaban los niños, entonces empecé a hacer cosas que sabía que de pronto a ella le agradaría, le hubieran gustado. Así empecé a ir a fundaciones de niños, a ayudar un poco allí. Eso también me ayudó muchísimo porque empiezas a sentir que definitivamente vale la pena continuar y que si estás en este mundo aún es porque tienes una misión. Esa fue otra estrategia que utilicé, que me sirvió muchísimo, que sigo haciéndolo y que lo convertí también en parte de mi estilo de vida.

¿En este momento cómo es tu relación con Sofi?

Bueno, yo a mi hermanita aprendí a sentirla aunque no esté físicamente, entonces yo con ella hablo todos los días. No hay un solo día en el que yo no hable con ella. Intento tener mi espacio, si voy en el carro sola, cuando estoy en algún momento en mi casa sola hablo con ella, si tengo un proyecto pendiente también se lo cuento a ella. Afortunadamente también he podido verla en sueños… Siento que también se me manifiesta muchísimo a través de números, de los números de ella, que son el día de su nacimiento, agosto 23. Fue el mismo día en que nació precisamente mi hija Violeta, y sentí que ese había sido un regalo de Sofía porque queríamos nuevamente una niña en la familia, y pues que nazca exactamente el día en que Sofía nació sentimos que ella era quien nos había ayudado para que se diera el nacimiento de mi hija Violeta. La verdad es que no la olvido ni un solo día. Intento hablar con ella todos los días cuando tengo ese espacio libre.

Uno se queda con la imagen de Sofi chiquita, pero en este momento ya sería una adolescente.

Sí, ya sería una adolescente. Y sabes que no me la imagino cómo sería ahora, porque siempre he querido como recordar esa imagen con la que me quedé de ella físicamente; esa imagen y esa dulzura de niña y esa inocencia, entonces siempre la tengo así en mi cabeza.

Supimos que una de las amiguitas de Sofi vino al lanzamiento del libro. ¿Tú has seguido en contacto con ellas?, ¿las has visto crecer?

Sí, yo tengo algunas que sigo a través de mis redes sociales y me gusta seguirlas porque me traen recuerdos de Sofi, entonces las veo y digo “Ay, Sofía estaría también en el mismo plan”. Una de ellas estuvo en el lanzamiento acá, vino desde Cali y estuvo con nosotros todo el día. Eso me pareció muy lindo porque a pesar de que ha pasado bastante tiempo, seis años, que una de sus amigas quisiera estar en ese momento que era tan importante para nosotros como familia me pareció hermoso.

Este tipo de episodios, esos puntos de quiebre en la vida, a las personas que tienen inteligencia emocional las lleva hacer un cambio generalmente positivo en sus vidas. ¿A ti cómo te cambió la vida y cómo es la Carito Soto de hoy en día?

Sí, definitivamente a nosotros la vida se nos partió en dos en el año 2015, y yo creo que todos en mi familia somos otro ser humano después de esa tragedia. Como tú lo has dicho, sacar algo positivo de algo tan difícil y doloroso no es fácil y hay familias que se derrumban y no salen adelante. Nosotros tomamos la decisión de salir adelante y creo que cada uno como ser humano también ha hecho muchos cambios en su vida. Yo siento que lo más importante para nosotros ahora es la familia, es estar en esos momentos tan importantes juntos siempre. Antes quizás no valorábamos ese tipo de momentos y espacios familiares tanto como ahora. Ahora para nosotros es primordial pasar juntos Navidad, Día de la Madre, en diferentes ocasiones, y nos gusta siempre celebrar cada día. Es importante para nosotros celebrar el estar vivos. Esto nos unió muchísimo como familia. El tema también de ayudar un poco más al prójimo y de aportar un poco más a la sociedad, eso también es una gran motivación en ese duelo, y creo que también nosotros lo incluimos ahora en nuestro estilo de vida. Por eso tomamos la decisión de que el libro todo fuera para la fundación. Creo que en muchos detalles y en muchas cositas cambia uno su forma de vivir. Yo, por ejemplo, a mis hijos todos los días de mi vida les digo “te amo” las veces que se me ocurra decirles, los abrazo, los beso… para mí, todos los días son un motivo de felicidad simplemente por abrir los ojos, saber que ellos están vivos, están bien y con salud… Valora uno mucho más cada segundo de la vida.

En esta nota

  • Caro Soto
  • Famosos

RECIBE LAS ULTIMAS NOTICIAS DE LA FARANDULA EN TU CORREO ELECTRÓNICO

Entérate de todo lo que necesitas saber sobre, cine, farándula, moda y belleza

Debes completar tu e-mail Debes completar un e-mail correcto.
Ya estás suscripto a nuestro newsletter. Pronto recibirás noticias en tu correo.

Suscribirse implica aceptar los Términos y Condiciones

Más especiales

Más de Entretenimiento